CreandoTuVida
                              una nueva forma de vivir                   
                                                                                                                                                                    
Emba
jada de Paz

Your Subtitle text
yoga respiración pélvica, embarazo

Yoga Para Embarazadas

El embarazo y la respiración pélvica


                                Por Eliana Mariela D’Alessandro                                         (Instructora de Hatha Yoga, licenciada     
                                        en Psicología y especialista en Sexología)

 
La relación entre el Diafragma – y el Perineo para el trabajo de toda la zona pélvica, conjuntamente con los distintos tipos de respiraciones para la embarazada.

Introducción:
Primero un poco de anatomía*

El suelo pélvico comprende un conjunto de músculos que cierran la pelvis y está formado por dos capas, una superficial denominada periné y una capa más profunda llamada diafragma pélvico. Este nombre proviene de la comparación con el gran músculo que lleva este nombre, situado más arriba en la unión del tórax y abdomen, cuya función principal es la respiratoria. Mientras el diafragma tiene forma convexa en su cara superior y còncava en su cara inferior hacia la cavidad abdominal, el suelo pèlvico tiene su cara superior còncava en relaciòn directa con la cavidad abdominal y es convexo hacia la pelvis.

La red de músculos del suelo pélvico se entrecruzan y rodean los tres orificios: uretra, vagina y ano contribuyendo al control del esfínter. Este conjunto de músculos tiene una doble función, por un lado sostiene la parte baja del abdomen y por otro, el paso hacia el exterior o interior gracias a la elasticidad de las estructuras. Esta red de músculos se puede diferenciar en tres zonas, la zona central es la que desempeñará un papel principal durante el embarazo, ya que además de contener al bebé, luego se dilatará de manera increíble, de aquí proviene la importancia de trabajar el suelo pélvico.

En el embarazo, la zona pélvica es la zona que más atención requiere. La pelvis está formada por cuatro huesos, el sacro, el cóccix, que forman la pared posterior y los dos huesos de la cadera. Los huesos de la pelvis forman un cinturón circular en forma de embudo.

Existe una relación directa entre el trabajo del diafragma y el perineo ya que la movilidad del diafragma hará posible la movilidad del perineo, esta mágica conexión se pone en evidencia a través del proceso de la respiración.

Yoga y embarazo
La importancia de la respiración conciente


Es bien sabido que el yoga significa unión.  Esta unión hace referencia al cuerpo, la mente y el espíritu. El secreto de esta comunión radica en la respiración. La respiración, es la verdadera conexión entre el cuerpo físico y sutil, lo físico y lo psíquico, la actividad voluntaria e involuntaria, la madre y el bebé.

                                                                                                                                   Tivi y Roque


Existen dos tipos de respiración, una es la externa, la más conocida, es la respiración pulmonar, mecánica e inconsciente, aunque en yoga poco a poco podemos influir sobre ella. El otro tipo de respiración, interna y desconocida es la respiración celular, encargada de oxigenar cada célula de nuestro cuerpo. El feto utiliza solo este último tipo de respiración ya que respira con todo su cuerpo. Es el nacimiento lo que lo pondrá en contacto con el mundo exterior y el otro tipo de respiración, la pulmonar, por primera vez en su vida. Se trata de un pasaje muy importante del bebé del mundo acuoso al mundo aéreo. Para que este pasaje no resulte violento para el recién nacido, se deberá recurrir nuevamente a la conexión de la respiración con la madre, esta afectará de forma decisiva en el momento del nacimiento y en toda su vida posterior.




La Dra. Tessio, testigo de mi primera Ecografía. El Masnou, España.

En Yoga para embarazadas se trabaja con las diferentes técnicas respiratorias. Esto ayuda a comenzar con un trabajo previo, desde el contacto de la mamá con el bebé en el útero. Este contacto íntimo y especial a través de la respiración, conformarán las primeras caricias que la mamá pueda brindar desde el embarazo a su bebé.

Namaste,
Eliana D´Alessandro

Lic. Eliana D’Alessandro
Instructora de Hatha Yoga
Psicóloga especialista en Sexología
Barcelona, España


*supervisado por la Dra. Margarita Tessio médica, cirujana, Jefa de Trabajos Prácticos de Anatomía en la UBA (facultad de Medicina en Buenos Aires).

Yoga Para Embarazadas   >>
Yoga Para Embarazadas 2 >>
Yoga Para Embarazadas 3 >>

Próximas entregas por Eliana D´Alessandro.
Yoga y Embarazo 5: Ejercicios para el suelo pélvico.

                             
Yoga y Embarazo: Los distintos tipos de respiración. Consultar la web de la Dra. Sandra Magirena: www.sandramagirena.com.ar


*Namaste, como Namaskar, es un saludo en sánscrito. Lo usamos muchos los profesores de yoga.  Cuando lo utilizas con gente de la India se sienten muy honrados.  La definición más exacta vendría a ser algo así: "mi alma saluda a tu alma pues reconocen que en realidad son una".  A mí me encanta, y así deseo saludar a los miembros de CreandoTuVida. Namaste,Ellie.

Volver Inicio >>
Volver a Reportajes >>
Voler a Creando Salud >>
Leche de Cereales para el Bebé >>
M
ás sobre Eliana D'Alessandro >>

Más artículos por Eliana D’Alessandro:
El Arte del Yoga >>
El Yoga Como Complemento en Psicoterapia >>



Website Builder