CreandoTuVida
                              una nueva forma de vivir                   
                                                                                                                                                                    
Emba
jada de Paz

Your Subtitle text

SOL – AHAU

       

20. Si has nacido bajo esta energía eres el señor Sol, flor blanca, sur, Plutón, cuarto guardián  evolutivo, amas a la vida, eres éxito, desenvoltura, eres vitalidad, artístico, animador, floreces, brillas, mandas. Eres posesivo y absorbente. Eres la espiritualidad, das luz, eres belleza, nobleza, eres amor incondicional, digno, eres el ser iluminado, crucificado. Eres amoroso, unificador, eres total, feliz, tienes conciencia crística, eres la ascensión final, eres romántico, ilimitado, eres bendición ilimitada, eres distraído, creativo, intransigente, eres rejuvenecedor, bien intencionado, fiel. Eres el fuego universal, eres la iluminación, la esencia de todo, eres mente solar, maestría, eres la realización del cuerpo solar, eres sabiduría, conocimiento, tienes la habilidad de enfocar todo lo galáctico, tienes habilidad para avanzar y para girar un ciclo entero.
Pero para todo esto, es importante que aprendas a vaciarte. Para que tu copa se llene de nutrición de vida, y puedas cumplir tu misión de iluminar, porque eres Luz…
“Yo Soy lo que Yo Soy”…”Yo Soy lo que Yo Soy”…”Yo Soy lo que Yo Soy”. Este mantra del SOL es una meditación para acceder a la presencia YO SOY que contiene gran poder y verdad universal. AHAU es el misterio no velado, la simplicidad del amor incondicional y la bendición ilimitada. Esta energía es conocida bajo distintos nombres, AHAU es el Señor Solar, la Mente de Luz, el Centro que es también tu centro. AHAU es tu hogar solar, el Gran Sol Central.
El SOL es el que te recuerda quien eres, a cada momento, en el centro de Todo Lo Que Es.  En tu camino del recordar, estas moldeando un cuerpo de luz para retornar a tu hogar en las estrellas de donde jamás te has ido. Regresa como un niño de lo sagrado al Gran Sol Central. Eres una Semilla de Dios, la reflexión de la conciencia cósmica. Eres el amor hecho visible.
Descubre el simple secreto en el grafico del glifo del SOL: tú eres amor
incondicional, la piedra de indestructible liberación. Irradia ese conocimiento en todos tus pensamientos y tus actos. Ama a toda la creación. Únete a la danza de la luz, la constante fundamental de la naturaleza, y brilla en la claridad de tu verdadera esencia. Generas mucho poder al simplemente identificarte con la luz: “Como es arriba, es abajo.” ”Estas en Dios, y Dios está en ti.”
Al convertirte en amor incondicional, te conviertes en mucho más de lo que percibías que eras. Te conviertes en un ser iluminado, la completa manifestación de tu divinidad. Al abrazarte a tu propia humanidad, te aceptas a ti mismo y a los demás de manera incondicional.  ¡Magni
fica tu completa presencia!  Se ilimitado.  Acepta y entiende la naturaleza del juzgar, del miedo, de la luz y de la sombra que hay en ti y en otros.  Ámate y acéptate a ti mismo como eres, libre de prejuzgamientos y límites. Eres el amanecer de la era del SOL.
Al moverte hacia la luz, te encontrarás con tu luminosa conciencia que siempre ha sido inocente.  En este lugar, la mente vuelve a su estado original de receptividad.  La claridad y la libertad se vuelven expresiones del ser, y el cuerpo se llena de bendición.  En este estado de luz, nace una nueva realidad.  De la unión de la divinidad masculina y femenina nace el andrógeno solar de la conciencia cósmica.     
La siguiente es una historia acerca de la naturaleza de AHAU, la naturaleza de tu Ser Esencial.  "Al principio, Hunab Ku, el Único Dador del Movimiento y la Medida,  el que “era nada”, quizo saber como seria “ser algo.”  Desde este pensamiento, el Ser que Es, descendió en su vibración hacia las invisibles frecuencias de luz.  La experiencia fue tan plena que aquello que Es decidió descender aun más, dando nacimiento a la luz visible y al sonido.  La fricción que produjo este proceso creo infinitos campos de electrones en los primeros mares, creando la base de la energía, y esta, en cambio, se hizo más lenta y soñó  ser masa.  Durante esta bendita danza de energía, se construyeron campos, y se formaron las dimensiones de tiempo y espacio como deformación y como trama de esos campos estáticos.  Entonces el inmenso amor de Hunab Ku se separó  en 144,000 esencias de almas o fragmentos de La Gran Esencia, para representar sus separados dramas en el gran juego de la vida."


Ahora nos encontramos en un gran despertar. Tenemos la oportunidad de rememorar nuestros pasos, de regresar a la unión con la Causa Original. Nosotros, quienes hemos profundizado la ilusión de la separación, estamos ahora equilibrados para rescatar lo que parecía estar perdido para siempre.  A través del don del nacimiento y la ascensión, reclamamos nuestro estado original con Dios.  Estamos volviendo a casa.
El proceso de reencarnación y ascensión se puede ver simplemente como la elevación de la tasa vibracional de la Tierra y de sus hijos.  Esta incorporado en el estado de conciencia que reconoce al ser como divinidad. El círculo o corona es un símbolo del reconocimiento de ese ser divino.  Es así que la corona, como instrumento sagrado, es un símbolo universal de completo poder personal y propia autoridad.  La completa ascensión es la libertad que hace elevar tu forma física hacia otros planos y dimensiones.  Al prepararte para la ascensión, hay una apertura y claridad de tus sellos de luz y chakras.  Si eliges caminar este pasaje, ten en cuenta que en la encarnación propia del “Yo Soy” aprenderás a aceptar a todas las cosas de manera incondicional, perdonando y liberando los juzgamientos hacia ti mismo y hacia otros.  La activación de la mente solar y la ascensión está aun en progreso.  En la fusión divina, te conviertes en el único cuerpo de la ascensión.
En esta reencarnación, experimentarás a Dios mismo o al Ser Esencial.  
Al hacerlo, te convertirás con fluidez en un canal simbólico de comunicación llamado  ”el lenguaje vivo de la luz”.  Este lenguaje vibracional es la lengua nativa de la Esencia de tu Ser.  Se caracteriza por una trasmisión directa de la esencia de la luz, el intercambio de frecuencias vibracionales y pulsos de luz que se transforman a nivel celular, asistiéndote en la creación de tu cuerpo de luz. Se expresa a través de sensaciones como el éxtasis, la trascendencia, la comunión, y el amor incondicional como también a través de símbolos, colores, tonos, metáforas y mudras.  La manera de comunicarse entre la gente será algo diferente, pero básicamente será a través de los sentimientos.  El lenguaje de la luz también habla a través de distintos caminos espirituales como la clarividencia, la intuición.  Estas habilidades, personificadas en tu brújula espiritual, es tu derecho de nacer en AHAU.
La palabra Maya para el espíritu es K’inan, que significa “ser el Sol”.  Para los Mayas, el espíritu es percibido a través de la energía solar.  Aquí tienes una meditación Maya para encender el recuerdo de tu propio sol interno:
…Al ser el Sol, enciendo mi cuerpo de luz, aceptando mi propia divinidad. De ahí la expansión de mi Sol interior, doy  luz a mundos potenciales.  Al estar en mi forma humana, hago despertar a mis puntos estelares en el cuerpo estelar para tocar a todos los mundos y moverme en todas las dimensiones.  Mi sol interno brilla en amor incondicional.  Enciendo el corazón de mi ser.  Siento radiante a mi cuerpo solar.  Saboreo su brillo, mi esencia , destellando, revelando mi estado original de libertad e inocencia. Mi propio niño divino ha renacido como nuevo. Al fusionarme con el espíritu del Gran SOL Central, soy el camino de regreso a las estrellas…

Tú eres la encarnación  de la conciencia solar ahora.  Esta expresión se
ha llamado de distintas maneras, en distintas culturas y tiempos, incluyendo satori, samahldi, iluminación, conciencia crística y el gran despertar. La energía de esta conciencia ha sido la expresión  profunda en la Tierra, en esos seres como Quetzalcoatl. Kukulkan, el Gran Pana, Jesús, Buddha, Krishna, Manu, y tantos otros.  Estos maestros ascendidos se paran listos  para tu renacimiento y ascensión.  Pídeles  humildemente su guía, sabiendo que PIDE Y SE TE DARA…o sino,  pídele a tu propio Ser Esencial, ¡tú tienes toda                                  la sabiduría del universo en ti!                                      
Al expresar tu conciencia solar, afectas al todo.  Al ascender en conciencia solar, creas el milagro, el modelo de tu nuevo paradigma.  En esta onda cósmica eres el precursor de la huella de luz en el  camino de regreso para que otros te sigan. Eres la expresión de la “presencia Yo Soy,” asistiéndote a elevar la conciencia colectiva de la humanidad.
El número del SOL es el veinte que representa el principio galáctico del ser solar, la acumulación de principios de la humanidad, la acumulación de las expresiones de la humanidad en el eterno espiral de la evolución armónica.  Al comprender tu ser solar, te conviertes en el maestro de dos mundos, el mundo de la forma humana y el mundo del espíritu.  Entonces, la dualidad se convierte en una simple cuestión de psiquis: puedes vivir en el mundo de la forma sin estar limitado por él.
El color del SOL es el dorado del amanecer, el color de los hilos cósmicos de Kuxan Suum que conecta a todo el universo.  Medita con este brillante color dorado sol, la esencia de tu verdadera naturaleza.

SOMBRA SABIDURIA
En la sombra de AHAU, quizás no seas conciente o quizás estés
desconectado de tu verdadera naturaleza.  A pesar de esto, la luz de AHAU refleja el potencial de tu sombra.  En este viaje, se te ofrece la liberación de identidades pasadas, restaurando todo potencial en la unión con el todo.  Si le haces frente a tus sombras, si las integras, te liberarás hacia una mayor constelación del ser.
La sombra de AHAU también refleja tus limitadas miradas del ser en relación con tu concepto de Dios.  Mientras que siempre se dice que Dios creo al hombre a su imagen y semejanza, la enseñanza de la sombra de AHAU es que la humanidad ha creado a Dios a su propia imagen para cumplir sus necesidades de identificación.  Al sentirse desvalorizada, la humanidad reaccionó  formándose un concepto de Dios que engendraría miedo y juzgamiento.  Para soportar los miedos de esta sombra, gran parte de la humanidad creó un Dios vengativo, enojado, y esto fue fielmente reflejado en mundo.  El mito colectivo se manifestó de esta manera.  El sentido de separación fue aun mas proyectado en la imagen de un Dios masculino todo poderoso.  Es así que el andrógeno solar de la trinidad fue como” puesto en una caja”, caja que encierra las creencias en la separación y limitación.  Es importante recordar  que “la manera en que ves a la divinidad es la manera en que te ves a ti mismo”.   Si te ves a ti mismo como parte integrante de lo Divino, estas  funcionando en la sombra del SOL.
Otro aspecto de la sombra de AHAU es el amor condicional, que es en realidad parte de proceso de aprender cómo expresar amor incondicional.  La condicionalidad siempre implica miedo, separación, y temas de propia desvalorización. La incondicionalidad expresa el no juzgamiento, la no limitación o expectación.  El amor incondicional es el estado original de tu ser, tu estado natural.
Permite explorar tu propio amor incondicional.  El “permitir” es algo así como ver la película más grande, concediéndote  permiso para ti y para los demás de experimentar y crecer en la manera en que desees.  Esta concesión es compasión sin obstrucciones ni apegos.  Es un sistema
abierto que acepta la exploración de todos los estados del ser.
Permítete, incluso, ser condicional, porque en la escuela de la “condición humana” eventualmente abrirás la puerta a la incondicionalidad.  Mientras que los rígidos sistemas de creencias son limitantes, también tienen el potencial de convertirte en alguien abierto y sin limitaciones.  Todos los caminos eventualmente se dirigen a uno.
Tienes la única oportunidad de explorar la incondicionalidad en cualquier situación, sobretodo si existe una gran carga entre tú y otra persona. Trata simplemente de “correrte de tu lugar,” trata de ponerte en la posición del otro. Esto es una forma de explorar el dicho Maya, “In Lak’ech,” “Yo Soy otro Tu”.  Te darás cuenta que lo has logrado cuando sientas que esa carga se ha ido. Esta simple técnica libera a ambas partes de tomar diferentes perspectivas y descubrir que forman parte del Uno: Uno en espíritu.
Tú eres el modelo de lo que significa ser completamente humano.
Otra sombra de AHAU son los ideales de la sociedad.  Mira tus ideas personales.  Se te está pidiendo que las liberes y encarnes los ilimitados principios de la luz.  Al convertirte en un modelo de aceptación del amor, la sombra y la luz se abrazan en uno, y el mundo se eleva…
A través de la incorporación del amor incondicional, en cada persona, nace un mundo nuevo…

SABIDURIA ARMONICA
La sabiduría armónica que se encuentra en AHAU son los sobretonos
armónicos.  Los sobretonos son considerados” un llamado mítico, un recordatorio de la presencia de más elevados niveles del ser.  A través del tono o del sonido, los campos vibratorios de las distintas energías de los chakras vuelven a su alineación armónica natural con la perfección de un modelo mayor. Los sobretonos son una representación sónica de la interrelación de todos los aspectos del ser.  Este mismo principio es coherente desde el Sol al centro de un átomo, son simplemente diferentes expresiones del ser del campo                                         unificado del cosmos.
La descripción musical de esta sabiduría armónica es d’amore, significa “con amor”.  Amor  implica el entendimiento y la aceptación que libera la experiencia de amar en su total potencial.  Tu naturaleza es estar en resonancia con la creación, en armonía con Dios.  Eres el instrumento del amor que resuena cuando eres “tocado” por las manos de lo Divino.

Las tres palabras del SOL son: Fuego Universal, Vida e Iluminar…Eres el SOL, el SOL de todos los tiempos, el Fuego Universal, la Vida, que da vida, que nutre, que posibilita, que otorgas el tiempo, el espacio para dar cumplimiento a los sueños…que iluminas, que haces crecer, que enciendes solo por amor, por el amor que tienes y eres, el que siempre has sido, has tenido, amor universal, incondicional hacia todo, hacia todos…..hacia ti mismo…

Marcela Lerner escribe para  www.creandotuvida.com


VOLVER A LOS SELLOS SOLARES >>
VOLVER ARRIBA >>
VOLVER AL CALENDARIO MAYA >>
VOLVER AL SINCRONARIO >>
VOLVER A CAMINO HACIA EL 2012  >>
VOLVER AL INICIO >>




Website Builder